Historias de Nuestros Pacientes - Ángelo


Bebe Angelo es atendido en St. Jude Children´s Research Hospital contra un agresivo cáncer en los ojos llamado retinoblastoma.

Ángelo
8 meses de edad
Retinoblastoma

Ángelo es un bebito dulce a quien le encanta sonreír y tener la atención de todos en su hogar. A pesar de haber nacido prematuro, Ángelo fue creciendo saludable y felizmente en sus primeros meses de vida. Él comía bien y no paraba de saltar y jugar. No fue hasta sus 8 meses de nacido que su madre notó que sus ojitos se movían mucho, lo cual indicaba que el pequeño estaba teniendo convulsiones.

Varios exámenes médicos revelaron dos manchas blancas detrás de los ojitos de Ángelo. Sus doctores llegaron a la conclusión de que el pequeño sufría de un cáncer agresivo en sus ojos llamado retinoblastoma. “Sentí que me moría”, recuerda la madre de Ángelo acerca de su dolor al recibir esta devastadora noticia. “Estaba tan confundida y tenía tantas preguntas”.

Ángelo fue referido a St. Jude Children’s Research Hospital para recibir tratamiento y cuidado médico.

“En el momento que llegas a St. Jude sientes que te quitas un peso de encima, sabiendo que estás en las mejores manos”, explica la madre de Ángelo. La familia de Ángelo no tenía los medios económicos para financiar el costo del tratamiento necesario. Pero afortunadamente, eso no fue un problema. Las familias jamás reciben una factura de St. Jude por nada, gracias a la generosidad de nuestros donantes incluyendo a Ángeles de Esperanza como usted.

Ángelo continúa recibiendo tratamientos de quimioterapia y radiación. Los resultados son prometedores y la familia está llena de esperanza. “Las investigaciones que se llevan a cabo en St. Jude son maravillosas. Sin ellas no hubiera una medicina, un tratamiento, una oportunidad de vida para mi hijo”, nos comenta la madre de Ángelo.

Gracias a su generosidad, en St. Jude las familias se dedican cien por ciento en ayudar a sus hijos a vivir.

Marzo de 2015

Únase a nuestros Ángeles de Esperanza