Temas Relacionados
 

Los medicamentos y la exposición al sol


sun exposure

Ya llegó el verano y para muchos eso significa pasar mucho tiempo afuera. Cuando realiza actividades al aire libre, recuerde que ciertos medicamentos pueden hacer que su piel o la piel de su niño esté más sensible al sol. Es un proceso que se denomina fotosensibilidad química. Esto significa que la persona tiene una reacción mayor a la luz del sol.

Al estar tomando algunos medicamentos, las personas pueden sufrir severas quemaduras después de estar al sol por un rato. Pueden tener sarpullido, urticaria, picazón y hasta ampollas. Esto puede ocurrir con la exposición directa a la luz del sol o a la luz solar artificial, como la luz de una cama solar o una lámpara solar. Las luces que se usan en los lugares de trabajo o en las casas no provocan este efecto.

A continuación mencionamos algunas medidas que puede tomar para protegerse y proteger a su niño de los efectos dañinos del sol.

Para más información sobre la sensibilidad de su piel o la de su niño, consulte con su médico, farmacéutico o personal de Enfermería. 

Shane Cross, Doctorado en Farmacia, Servicios Farmaceúticos

Adaptado del boletín St. Jude para los Padres