¿SABE USTED...?

Acerca del virus de Epstein-Barr 

 
 

¿Qué es el virus de Epstein-Barr?

El virus de Epstein-Barr es un germen que causa “mono,” o mononucleosis. Tal vez escuchó que a la mono se le llama la “enfermedad del beso”. Esto sucede debido a que generalmente se contagia a través de la saliva. Los médicos y los enfermeros a veces al virus de Epstein-Barr virus lo denominan “EBV”.

La mayoría de las personas contraen EBV cuando son niños. El virus vive dentro de ellos pero no los enferma. Pero el cáncer, el tratamiento contra el cáncer y otras enfermedades pueden debilitar el sistema del cuerpo que combate las infecciones. Este sistema se llama “sistema inmunitario”. Si su hijo tiene un sistema inmunitario débil, el EBV puede provocar enfermedades graves.

¿Cuáles son los síntomas del EBV?

Con frecuencia el EBV no causa síntomas en bebés y niños pequeños. Si su hijo recibe un antibiótico llamado ampicilina, puede presentar una erupción cutánea. Esto podría significar que el EBV está presente.

Cuando el EBV causa “mono”

Los síntomas de “mono”, o mononucleosis, incluyen:

  • Fiebre, 
  • Dolor de garganta, 
  • Ganglios inflamados – mayormente en el cuello, y 
  • Sensación de cansancio extremo. 

El hígado y el bazo de su hijo pueden estar más grandes que lo normal. Un médico o un enfermero pueden controlar esto. Un análisis de sangre puede mostrar signos de infección de EBV en la sangre.

Cuando el EBV provoca una enfermedad grave

Si su hijo es paciente de St. Jude, su sistema inmunitario probablemente es más débil que lo normal. De modo que una infección de EBV puede ser muy grave. Puede causar problemas graves, e incluso que pongan en peligro la vida, en el corazón, los pulmones, el cerebro, la médula ósea y la sangre. El EBV también puede provocar cáncer en algunas personas.

¿Cómo se contagia el EBV?

El EBV se propaga de una persona a otra. Generalmente se propaga a través de la saliva. Una persona que tiene “mono” puede propagarla al:

  • Besar a otra persona, 
  • Compartir utensilios, como la cuchara, el tenedor o el plato,
  • Beber del mismo vaso, lata, o botella, o 
  • Compartir el cepillo de dientes de alguien. 

Si su hijo tiene un sistema inmunitario débil, no debería compartir los elementos para comer o beber ni el cepillo de dientes. Pregúntele al médico o enfermero de su hijo si su hijo tiene un sistema inmunitario débil.

¿Su hijo se debería someter a un análisis de detección de EBV?

Tal vez sí. Si su hijo tiene un sistema inmunitario débil, el médico puede hacerle un análisis de sangre para detectar signos de EBV. Estos signos no significan que su hijo se enfermará, sino que los médicos sabrán si hay presencia de EBV. El médico de su hijo podría estar alerta a los signos de que el EBV causará una enfermedad si su hijo se somete a determinados tratamientos, como un trasplante de células madre.

Si su hijo con un sistema inmunitario saludable podría tener mono, el médico puede examinarlo para descubrir si es así. Es también posible que se le haga un análisis de sangre a su hijo.

¿Cómo puedo evitar la propagación del EBV?

  • Debe lavarse las manos con frecuencia. Lea “¿Sabe usted…? Lavado de manos”. 
  • Use guantes al tocar fluidos corporales, como orina, vómito, o saliva.
  • No done sangre si usted recientemente tuvo mono. 

No se necesita aislar a su hijo si el análisis de sangre demuestra la presencia de EBV en su sangre.

¿Cómo tratan los médicos el EBV?

No existe un tratamiento específico. Los médicos tratan a las personas con infección de EBV con:

  • Descanso, 
  • Mucho líquido, como agua, jugo, Gatorade y té, y 
  • Medicamentos para tratar la fiebre y las molestias, tales como el acetaminofeno. 

Si su hijo desarrolla una enfermedad grave debido a la infección por EBV, los médicos tratarán esa enfermedad. Por ejemplo, si su hijo contrae neumonía o problemas cardíacos, los médicos los tratarán.

¿Tiene preguntas?

Si tiene preguntas sobre el virus de Epstein-Barr virus, la mononucleosis, o el sistema inmunitario de su hijo, hable con el médico o el enfermero de su hijo. 


 

Este documento no intenta reemplazar el cuidado y atención de su médico personal o de otros servicios médicos profesionales. Nuestro objetivo es promover una participación activa en su cuidado y tratamiento proporcionándole información y educación. Preguntas sobre problemas personales de salud u opciones de tratamientos específicos deben ser tratadas con su médico.

 

St. Jude Children’s Research Hospital cumple con las leyes federales de derechos civiles aplicables y no discrimina por motivos de raza, color, nacionalidad, edad, discapacidad o sexo.

ATENCIÓN: si habla español, tiene a su disposición servicios gratuitos de asistencia lingüística. Llame al 1-866-278-5833 (TTY: 1-901-595-1040).

ATTENTION: If you speak another language, assistance services, free of charge, are available to you. Call 1-866-278-5833 (TTY: 1-901-595-1040).

  1-866-278-5833  تنبيه: إذا كنت تتحدث بلغة أخرى، فيمكنك الاستعانة بخدمات المساعدة اللغوية المتوفرة لك بالمجان. يرجى الاتصال بالرقم

.(1-901-595-1040 :الهاتف النصي)  

Para ver actualizaciones acerca de COVID-19, por favor lea aquí.