Ir al contenido principal
Myla, paciente de St. Jude, sonriente.
 

Myla es valiente y extrovertida

Haz una Donación

 
 

Todo sucedió tan rápido.

 
Myla, paciente de St. Jude, vistiendo una chaqueta de mahón disfrutando del exterior.
 

Un día, la mamá de Myla recibió la llamada en el trabajo que su pequeña no se sentía bien. Lo siguiente que supieron fue que la llevaban de urgencia a St. Jude Children’s Research Hospital.

 
Myla, paciente de St. Jude, recibiendo un beso en la mejilla de su madre.
 

Myla, de cuatro años, tenía un tipo de cáncer de sangre llamado leucemia megacarioblástica aguda.

 
Myla, paciente de St. Jude, y su madre sonríen con las frentes juntas.
 

Sentí un golpe en el pecho.

Mamá de Myla

 
 

Las familias, como la de Myla, nunca recibirán una factura de St. Jude por nada.

 
 
Myla, paciente de St. Jude, riendo con su madre afuera en St. Jude.
 

En St. Jude, Myla recibió varios meses de quimioterapia, en un ambiente que su mama describe como acogedor, reconfortante y diligente.

Le encantaban la visita del perro, Huckleberry de St. Jude Paws at Play, y pintar con su especialista de vida infantil.

 
Myla, paciente de St. Jude posando para la cámara.
 

Podemos volver a encaminar su vida, sin tener que preocuparnos por nada.

Mamá de Myla

 
 Myla, paciente de St. Jude, sonriendo y extendiendo sus manos abiertas hacia el cielo.
 

Myla terminó recientemente su tratamiento en St. Jude.

“Ella es increíble” expresó su mamá. “Ella es tan fuerte”.

 
 
 

Pon tu granito de arena para ayudar a niños como Myla a vivir.

Donar Ahora

 
 
 

Conoce a más pacientes