Ir al contenido principal
Danny Thomas, fundador del Hospital St. Jude, abrazando a una niña.
 

Danny Thomas

Fundador de St. Jude Children's Research Hospital y ALSAC

  Fecha de vida: 6 de enero de 1912 - 6 de febrero de 1991 
  Lugar de nacimiento: Deerfield, Michigan 
  Esposa: Rose Marie Mantell Thomas 
  Hijos: Marlo Thomas, Terre Thomas y Tony Thomas

Donar a St. Jude

 
 

Danny buscando su camino en la vida

Fue hace más de 70 años que Danny Thomas, un artista joven que batallaba con su carrera y un bebé en camino, visitaba a una iglesia en Detroit, Michigan. Al participar en la misa, se conmovió tanto que decidió dar una ofrenda con los últimos siete dólares en su bolsillo. Al comprender lo que había hecho, Danny rezó para tener una manera para pagar los gastos de sus inminentes facturas del hospital. Al día siguiente, le ofrecieron un pequeño papel que pagaría 10 veces la cantidad que había dado como ofrenda a la iglesia. Fue entonces cuando Danny experimentó el poder de la oración.

 
Danny Thomas frente a la estatua de San Judas Tadeo en el Hospital St. Jude.
 

Dos años más tarde, Danny logró obtener un éxito moderado en Detroit, pero aun así batallaba con llevar a su carrera a otro nivel. Una vez más, buscó apoyo en la iglesia, y rezándole a San Judas Tadeo, el santo patrón de causas perdidas, Danny le pidió al santo algo muy especial.

 

Muéstrame mi camino en la vida y te construiré un santuario.

Danny Thomas

 

Su carrera comenzó a tomar un giro para bien, y rápidamente se logró mudar con su familia a Chicago para continuar con sus ofertas de trabajo. Pocos años después, durante otro punto crítico en su vida, Danny visitó a la iglesia, y recordó su promesa al santo San Judas Tadeo. Nuevamente rezó y continuó pidiéndole fervientemente que lo guiara, que algún día le construiría un santuario.

Con el paso de los años, la carrera de Danny prosperó, a través de su participación en películas y programas de televisión, y se convirtió en un conocido animador internacionalmente. Estuvo en programas como Make Room for Daddy, luego conocido como The Danny Thomas Show. Y ahí fue que él recordó su gran promesa de construir un santuario para San Judas Tadeo.

Danny Thomas en el Hospital St. Jude.
 

Cumpliendo su promesa, un hospital de cáncer infantil

A comienzos de la década de los 50, Danny comenzó a discutir con sus amigos cómo hacer realidad su promesa. Poco a poco, la idea de un hospital para niños en la ciudad de Memphis, Tennessee, el cual sería el primer hospital completamente integral en el sur, comenzó a tomar forma.

En el 1955, Danny y un grupo de empresarios de Memphis, que se habían comprometido a ayudarlo a cumplir su promesa, fueron atraídos un poco más por la idea de crear un hospital dedicado exclusivamente a la investigación para curar las enfermedades catastróficas en los niños. Más allá de ser un lugar para brindar tratamiento, sería un centro de investigación para los niños de todas partes del mundo, sin importar su raza, religión y situación financiera.

 
 
Danny Thomas con pacientes, sus familias y equipo de St. Jude.
 

Desde sus inicios, St. Jude ha incrementado la tasa de supervivencia del cáncer infantil de un 20% a un 80%. No descansaremos hasta que ningún niño muera de cáncer.

 
 

Danny Thomas había comenzado a recaudar fondos como resultado de su visión del hospital a comienzos de la década de los 50. Para el 1955, los líderes de las empresas locales que se habían unido a su causa comenzaron a recaudar fondos, sumándose a los logros de Danny, quién también atrajo el interés de estrellas importantes del mundo del espectáculo a Memphis.

Acompañado a menudo por su esposa, Rose Marie, Danny recorrió a los Estados Unidos en automóvil hablando de su gran sueño y recaudando fondos en reuniones y eventos especiales. La energía con la que se movía era tan apasionada, que Danny y su esposa visitaron a 28 ciudades en solo 32 días. Aunque Danny y sus amigos recaudaron el dinero para construir el hospital, aún se enfrentaban con la enorme tarea de continuar recaudando los fondos anuales requeridos para su funcionamiento diario.

Para resolverlo, Danny, de descendencia libanés, se dirigió a sus compatriotas norteamericanos que compartían su herencia cultural de la lengua árabe, en su profunda creencia de que estos norteamericanos deberían de agradecerle, como grupo, a los Estados Unidos de América, los beneficios de la libertad ofrecida a sus padres. Danny también sintió que el apoyo a su sueño, el hospital, sería una forma noble de honrar a los pasados inmigrantes que habían llegado a América, y a sus raíces.

 
Danny Thomas, fundador de St. Jude y ALSAC, compartiendo con niños.
 

La petición de Danny generó una respuesta muy positiva. En el 1957, un total de 100 representantes de la comunidad árabe-norteamericana se reunieron en Chicago para formar la organización, American Lebanese Syrian Associated Charities (por sus siglas ALSAC®), con el único objetivo de recaudar fondos para apoyar a su sueño, St. Jude Children's Research Hospital.

Desde ese momento, ALSAC con sus oficinas corporativas en Memphis, Tennessee y sus oficinas regionales alrededor de los Estados Unidos, asumió la responsabilidad por todos los esfuerzos de recaudación de fondos del hospital, recaudando cientos de millones de dólares cada año, a través de diversas actividades y eventos especiales entre los norteamericanos de todos los orígenes étnicos, religiosos y raciales. Hoy, ALSAC es la organización sin fines de lucro más grande asociada al área de la salud en los Estados Unidos, dedicada a la recaudación de fondos, y recibe el apoyo de más de un millón de voluntarios en toda la nación.

 
 
Danny Thomas inaugurando el Hospital de St. Jude.
 

Su sueño sigue vivo

A través de los avances asombrosos en el tratamiento de distintos tipos de leucemia pediátrica y las diversas formas de tumores sólidos, St. Jude ha logrado mejorar la atención de la salud de los niños de todo el mundo. Los científicos y médicos de St. Jude han liderado tratamientos que han ayudado incrementar la tasa de supervivencia del cáncer infantil de un 20% a más de un 80% hoy día, desde que el hospital abrió sus puertas en el 1962.

Desde la promesa de “muéstrame mi camino en la vida y yo te construiré un santuario” hasta la realización de su sueño, Danny vivió para ver cómo su pequeño hospital se convertía en un símbolo de esperanza para los niños cuyas enfermedades solían considerarse causas perdidas. Danny, fundador de St. Jude y ALSAC, falleció el 6 de febrero de 1991, a sólo dos días después de reunir a pacientes, padres y empleados para celebrar el 29° aniversario del hospital. Sus restos fueron sepultados en una cripta familiar en el Pabellón Danny Thomas/ALSAC, en los jardínes del hospital. El 12 de julio del año 2000, su esposa Rose Marie falleció, y yace junto a su amado esposo en el Danny y Rose Marie Thomas Memorial Garden del hospital. Hoy, sus hijos Marlo, Terre y Tony, continúan con la labor de sus padres, y siguen siendo esa fuerza propulsora para llevar a cabo la misión de su padre. Danny ya no está con nosotros, pero su sueño sigue vivo.

Danny Thomas, fundador del Hospital St. Jude y ALSAC, con un paciente.
 
 

Ayuda a las familias a enfocarse en solamente ayudar a sus hijos a vivir, no en las facturas médicas.

Cuando donas, tu contribución permitirá que las familias nunca reciban una factura de St. Jude por su tratamiento, transporte, hospedaje ni alimentación.

Donar a St. Jude

 
 

También te podría interesar: